Travel Safe

Consejos para viajar seguro
Senderistas caminando por el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido en Aragón

4 lugares de postal en el Pirineo aragonés, paz y tranquilidad

Aragón

La naturaleza de Aragón es bien diversa, pero en el norte encontrarás su joya más preciada: los Pirineos. Un remanso de paz y tranquilidad para disfrutar de unas vacaciones de todo tipo. Los pueblos que quedan cerca de estas montañas tienen mucho encanto y además se come muy bien, siempre para recargar energías para el día siguiente. Mientras planeas tu viaje a España, apunta estos cinco sitios donde poder empaparte de lo más verde de Aragón y desconectar de verdad.

Selva de Oza, Aragón

Este precioso enclave se sitúa en el valle de Hecho, la parte más al oeste del Pirineo aragonés. Forma parte del Parque Natural de los Valles Occidentales y destaca por sus bosques de abetos y hayas. Desde este lugar parten múltiples rutas que puedes emprender desde el aparcamiento. Una de las más conocidas es la que se dirige hacia el valle de Aguas Tuertas. Una estampa totalmente de alta montaña con el río Aragón Subordán y ganado pastando como protagonistas. Otra ruta, un poco más avanzada, es la que llega hasta el lago de Estanés.  Esta zona esconde una serie de dólmenes e incluso una calzada romana. Sin duda, es ideal para venir en familia y disfrutar de un día de montaña. Y si por la tarde tienes tiempo, acércate a Ansó, considerado uno de los pueblos más bonitos de España. 

Paisaje del Parque Natural de los Valles Occidentales en el valle de Hecho, Aragón

Valle de Pineta

En el corazón de la comarca del Sobrarbe, encontrarás este valle característico por sus pinos, hayas y abetos. Este y junto a otros cuatro conforman los valles más conocidos del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Si buscas una ruta con poco desnivel, la tuya es la que llega hasta los Llanos de La Larri. Te adentrarás entre hayedos y podrás observar la cascada que destaca en este agradable paseo. ¿Buscas un poco más de intensidad? Entonces tendrás que tomar el camino de Marboré que parte desde el Parador de Bielsa y que te llevará hasta el Balcón de Pineta y el lago de Marboré. Ascenderás hasta unos 2500 metros hasta ver el nacimiento del río Cinca. 

Montañistas en el Valle de Pineta en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, comarca del Sobrarbe, Aragón

Lanuza

En pleno valle de Tena encontrarás este pueblito en el que a través de un camino circular podrás dar la vuelta al pantano. El pueblo original está bajo el agua, pero el actual conserva el mismo encanto y estilo montañés. Puedes tomar como base esta localidad y tomar distintas rutas de senderismo. Por ejemplo, subir hasta el Ibón de Piedrafita o ir hasta la Cascada de Orós, en Biescas.

Vistas de Lanuza y su pantano en pleno valle de Tena, Aragón

Partacua

Por la misma zona del valle del Tena, podrás visitar el quiñón de Partacua. Un lugar poco conocido, muy cerca de la estación de esquí Formigal y sigue la corriente del río Gállego. Es un lugar muy popular para la práctica de esquí de fondo e incluso de raquetas en invierno.  Este lugar esconde un secreto en lo alto de la sierra: un arco natural. Al realizar esta ruta circular pasarás por el ibón de Piedrafita y el último tramo, un poco más complicado, te lleva hasta el arco de piedra. Las vistas desde este punto son sobrecogedoras.  Los pueblos cercanos, como Tramacastilla de Tena o Sandiniés son perfectos para dar un paseo o parar a comer algo. 

Vistas del Lago Piedrafita y del quiñón de Partacua en el valle del Tena, Aragón
Descubre más sobre...