Este site utiliza cookies para assegurar a melhor experiência ao usuário. Se você continuar navegando, consideramos que aceita a utilização dos cookies. Você pode obter mais informação ou saber como alterar a configuração em nossa política de cookies




Las múltiples sensaciones de la Semana Santa en España



Con la Semana Santa, España se transforma. Cada persona, en cada lugar, se vuelca para vivir con intensidad una de las fiestas con más tradición de nuestro país. No dejes pasar la oportunidad de viajar a España en estas fechas: te esperan momentos muy especiales y un ambiente totalmente distinto a lo que has conocido.

Hay muchas formas de descubrir España: disfrutando de sus costas y playas, siguiendo una ruta monumental, recorriendo sus espacios naturales, practicando deportes como el golf... Pero si nunca has visitado nuestro país durante la Semana Santa, entonces tienes que venir. Incluso los que ya conozcan esta famosa fiesta deberían repetir, porque en cada zona de España se celebra de manera distinta.

En España, la Semana Santa se festeja con gran emoción. La gente participa vivamente de los actos y tradiciones. De día y de noche, las calles se convierten en espacios donde se mezclan la música de los tambores, el colorido de las flores y el arte de las esculturas religiosas, creando así una imagen conmovedora.

Fiestas de fama mundial

La Semana Santa se celebra en todas las ciudades y puntos de España. Sin embargo, hay varias fiestas que, por su especial atractivo y singularidad, son muy conocidas y han sido declaradas de Interés Turístico Internacional.

En la Semana Santa de Sevilla verás como los cofrades son capaces de soportar el peso de las Vírgenes, ricamente adornadas, mientras desfilan por las estrechas calles del casco antiguo. La Semana Santa de Málaga posee el privilegio de liberar a un preso, y uno de los momentos más emotivos es precisamente cuando la figura de Jesús da su bendición al recluso. Durante la Semana Santa de Cuenca también tendrás la ocasión de disfrutar de los conciertos de la Semana de la Música Religiosa, que se realizan en edificios históricos como la Catedral.

Si acudes a la Semana Santa de León seguro que aplaudes al contemplar el encuentro de San Juan y la Virgen en la Plaza Mayor con el que finaliza la Ronda y la Procesión de los Pasos. En la Semana Santa de Zamora los cantos gregorianos producen una atmósfera increíble durante las procesiones nocturnas. En los desfiles de la Semana Santa de Valladolid fíjate bien en las esculturas religiosas porque son valiosas muestras de arte barroco. La Semana Santa de Salamanca es espectacular con los monumentos de la ciudad como telón de fondo.

La Procesión del Domingo de Ramos de Elche, con sus palmas es una de las más hermosas de toda España. En la Semana Santa de Cartagena el final de las procesiones resulta muy emocionante, cuando miles de personas se unen para cantar la salve a la Virgen. La Semana Santa de Lorca es particularmente original ya que los desfiles también incluyen personajes y escenas de la Biblia y de antiguas civilizaciones. En la provincia de Albacete, el momento cumbre de la Semana Santa de Hellín, es la Tamborada, cuando el sonido de hasta 20.000 tambores irrumpe en el lugar. La Semana Santa de Cáceres sorprende por sus cofradías nacidas en el siglo XV y la Semana Santa de Murcia ofrece momentos impresionantes como cuando la procesión del Cristo Yacente pasa, el sábado, bajo el Arco de Santo Domingo.

Cada una de estas fiestas es especial, única y distinta, como lo son el resto de fiestas de Semana Santa declaradas de Interés Turístico Internacional en España y que se celebran en Granada, en Andalucía; Zaragoza, en Aragón; Crevillent y Orihuela, en la Comunidad Valenciana; Medina de Rioseco, Medina del Campo, Ávila y Palencia, en Castilla y León; Toledo, en Castilla – La Mancha; y Viveiro y Ferrol, en Galicia.

Cuando las conozca, estará deseando volver a España en Semana Santa.





Imprescindíveis