Este Web site utiliza cookies para assegurar a melhor experiência ao utilizador. Se continuar a navegar, consideramos que aceita a utilização dos cookies. Pode obter mais informação ou saber como alterar a configuração na nossa política de cookies




Balnearios de Pirineos, esquí y bienestar en la nieve




Llega el invierno y con él la temporada perfecta para esquiar en las pistas de los Pirineos, al noreste de España, unas espectaculares tierras de elevados picos y profundos valles. Pero… ¿Y si después de una divertida jornada de deporte le proponemos relajarse en las templadas aguas de los balnearios más próximos? La combinación resulta perfecta.

Seguro que dejarse cuidar en las aguas medicinales de equipados balnearios situados en plena montaña le parece una experiencia agradable. Le animamos a realizar este plan en la zona de los Pirineos, donde además hallará multitud de estaciones de esquí nórdico y alpino con instalaciones de primera calidad. A continuación, le detallamos cuáles son las pistas más próximas a cada centro termal. Elija su destino favorito.

Si escoge Aragón…

Huesca (en Aragón) es una de las zonas pertenecientes a los Pirineos e ideal para su descanso y entretenimiento. Y es que entre sus múltiples balnearios, hay dos que destacan por encontrarse junto a famosas estaciones de esquí. El primero de ellos es el Balneario de Baños de Benasque (en Benasque). Situado en pleno valle y rodeado por un bosque de pinos negros y abedules, entre sus instalaciones hallará una piscina termal, hidromasajes y chorros simples y escoceses. Y lo mejor es que, después de disfrutar de este centro, podrá acercarse hasta la estación de esquí nórdico Llanos del Hospital, también en Benasque, o a la de Cerler, a tan sólo a seis kilómetros y donde están las montañas más altas de esta cordillera.

El segundo de ellos es el Balneario de Panticosa Resort (Panticosa), junto al que se encuentra las estupenda estación de esquí Panticosa Los Lagos y la de Formigal, a tan sólo 15 kilómetros y con más de 130 kilómetros esquiables. La estancia en este balneario le resultará muy reconfortante, no sólo porque está rodeado por picos de más de 3.000 metros, sino porque su moderno equipamiento consta de baño termal, baño de burbujas, ducha masaje, piscina termal, ducha vichy o baño turco.

Aunque estos son los balnearios y zonas de esquí más próximos entre sí, en Huesca hallará otras importantes estaciones como Candanchú, Candanchú (Fondo) y Astún, así como otro balneario, ya en los límites de los Pirineos, que no puede perderse: el de Vilas del Turbón.

Si escoge Cataluña…

Al este de Aragón, los Pirineos continúan por Lleida, en Cataluña. Y es allí donde encontrará otros dos balnearios imprescindibles. En primer lugar, el de Sant Vicenç (en Els Banys de Sant Viçens). Le encantará no sólo porque se sitúa a 20 kilómetros de la estación de esquí de Lles, sino porque en él podrá olvidarse del estrés y potenciar su belleza gracias a sus tratamientos de parafinas, parafangos, envolturas de arcilla y algas o shiatsu.

El segundo balneario recomendable de Lleida es el de Caldas de Boí (en Barruera), a ocho kilómetros de la estación de esquí alpino Boí Taüll Resort. Alojarse en cualquiera de los hoteles de este complejo supone una auténtica maravilla. Y es que está situado en pleno Parque Nacional de Aigüestortes i Estany de Sant Maurici y además de un centro de estética, posee un centro termal con jacuzzi-spa, estufas naturales en grutas de piedra, fangos, masajes subacuáticos, duchas de chorro, circular o biotérmicas, piscina de recuperación y sala de reposo.

No olvide que a lo largo de toda Lleida, además de las estaciones de esquí mencionadas, hallará otras de gran calidad como las de Espot Esquí, Tavascán, Port-Ainé y Baqueria Beret .

Promociones a su medida

Gracias a la cercanía entre estos balnearios y múltiples estaciones de esquí, algunos de ellos, como el de Caldas de Boí, ofrecen paquetes que combinan la estancia durante varios días en el centro termal (y sus respectivos hoteles) y un forfait de esquí. Por ello, le recomendamos que visite las webs oficiales de cada balneario para encontrar la propuesta que más le interese. Lo que le aseguramos es que las sensaciones de contrastes están garantizadas. Y es que durante su viaje, no sólo experimentará los beneficios de las aguas de los balnearios y se enamorará de los paisajes, sino que podrá practicar todo tipo de actividades relacionadas con la nieve, desde el esquí, hasta largos paseos en moto de nieve o trineos tirados por perros. La mejor manera de aprovechar el invierno.

Si le ha interesado este reportaje, consulte más información en: Pirineos de España, un gran dominio esquiable Los Pirineos, territorio de aventura España, el mejor lugar para aprender a esquiar





Imprescindíveis